Páginas vistas en total

Sígueme vía email

PASABA

Bienvenidos


sábado, 17 de abril de 2010

TIMIDEZ NEURONAL



Volver a estudiar, después de un largo tiempo, implica someter a las neuronas a un training al que no están acostumbradas. Torturarlas una vez más con estadística y metodología de la investigación es todo un riesgo para la integridad cerebral, sobretodo cuando en medio del proceso, uno se da cuenta que ha olvidado hasta las reglas matemáticas más básicas y que ya ni siquiera es capaz de subyugar a una calculadora científica.

Entender, procesar y además guardar en el disco duro personal  la información contenida en artículos escritos en inglés, se transforma también en una meta casi inalcanzable... Sólo una de esas cosas es posible a la vez para alguien como yo que, con suerte, "se defiende" con el inglés cuando se ve obligada a usarlo. En definitiva... Se entiende... Se procesa... O se guarda... ¡Pero no todo a la vez motherfucker!...

Y esta imposibilidad de rendir adecuadamente y con la naturalidad de antaño se transforma en ansiedad, la ansiedad en angustia, la angustia en pesadilla y las pesadillas se acompañan de bruxismo, llevando al antes jovial rostro de uno misma, a adoptar un rictus tenso y atormentado de mujer neurótica con dientes apretados.

Y ante toda esta dificultad, he comenzado a preguntarme si no habrá empezado ya el proceso degenerativo de mi sistema nervioso central... O quizás mis neuronas han decidido ponerse en hibernación y cueste un poco despertarlas. Aunque me parece que, la causa más probable de todo este problema es una simple "timidez neuronal". Es entendible que si las neuronas de uno son tímidas y sólo se conocen entre sí de pasadita, intercambiando un "hola y chao", no se atrevan aun a hacer conexión. Están esperando un tiempo... observándose... Y agarrando confianza de a poquito... Porque hacer sinápsis así como así no es una cosa tan fácil... Por lo menos hay que tenerse algo de estima... Y el respeto es fundamental... Hay neuronas a las que les dan la dendrita y agarran el núcleo... Otras bromistas que tiran descargas elécticas muy fuertes, otras que hacen como que van a hacer sinápsis y después se corren dejando a su compañera con las dendritas estiradas... Y nadie quiere que lo agarren de material de hueveo y menos quedar mal delante del resto de la población neuronal.

Por eso las entiendo... Hay que darles un tiempo para que se observen, se den a conocer entre sí de a poco y elijan con quién hacer sinápsis y con quién no... ¡Si está claro que no todas son compatibles entre sí!.. Además, ser tímida no es un pecado... Es preferible tener neuronas tímidas, que evaluan con quien se meten, que tener neuronas promiscuas que se activan con cualquier otra.

jueves, 1 de abril de 2010

UNA SEMANA SANTA MUY "POSMO"



NOTAS AL INICIO: Como siempre aclaro... No es mi interés ofender a nadie... Sino expresar mi parecer. Si a alguien no le causa gracia... Puede simplemente no reírse... El título es como una ADVERTENCIA... Si es católico y sensible a la crítica, mejor no lea. Y si lee, puede publicar su opinión.


Conmemorar un "cuento" tan truculento como "la pasión y muerte de Cristo" año a año y por los siglos de los siglos, es una cosa que me llama la atención... Pero lo que me parece realmente brutal es que los cristianos quieran hacerlo justo cuando celebramos el  glorioso "Día Nacional de los productos del Mar"...

Los católicos hicieron una fusión un poco desconcertante... ¡Que desfachatez mezclar la muerte de un procer, con el "ayuno de carnes rojas" y la Oda al congrio, la merluza, las machas y el picoroco!.. Fusionar el sacrificio y la austeridad, con un fin de semana de relajo fuera de la ciudad con mucho pisco sour y vino blanco, para no cometer el pecado de andarse emborrachando con la sangre de Don Jechu que, no está de más decirlo, ni pito tiene que tocar con la albacora y el cebiche...

¡Y celebrar la resurrección al mismo tiempo que "La fiesta de los huevos"!.. (los de chocolate... No se confundan... El día de las Gónadas aun no se ha inventado).
Nada más raro que un conejo paranoide que esconde huevos producidos por una gallina que tiene el poder de generar huevos de chocolate (freaky... Es como el sueño de muchos de "cagar billetes"). Una clásica paradoja del mundo posmoderno... Hasta la religión se ha vuelto "posmo"...